Dejala ir

Su corazón afligido estaba al límite, Azalia trataba de calmarse cuando su teléfono móvil sonó varias veces.

Era una llamada de uno de los asistentes de Sebastian que la tenían al tanto de sus movimientos en Francia.

Azalia se apresuro a responder, su respiración aún era entrecortada por el llanto.

- Diga

- Señora, el Señor Sebastian tomará un Jet privado para Londres en media hora.

-¿cómo es posible?, no tiene aún asuntos por resolver.

-Cancelo todo y lo más importante lo realizo el día de hoy, esta por salir de una reunión y después iremos al aeropuerto.

-Entiendo, gracias por la información.

Azalia se limpio las lágrimas, tomo de la mano a Carmen y se apresuro a detener un taxi.

Llegaron rápidamente a la habitación del hotel, no empaco todo, solo tomo los pasaportes, dinero y lo más básico.

-¿Qué pasa?, ¿hay algún problema?.

-Sebastian regresa antes, no tengo mucho tiempo, es este el momento aun tienes oportunidad para decidir no ir conmigo, respetare tu decisión.

-No amiga, yo estaré a tu lado.

Carmen ayudo a Azalia a guardar cosas y pidió le llevaran las fotos que había tomado.

Azalia ya tenía una carta de despedida preparada, la coloco en un lugar visible. Y se apresuraron a salir.

Azalia ya tenía todo preparado para partir al día siguiente pero dada la premura, se apresuro a ir al aeropuerto y compraron los boletos del vuelo más próximo a cualquier lugar.

Cuando Azalia se puso ropa para pasar desapercibida, ropa casual una mascada y lentes oscuros.

Cuando estaban en el aeropuerto Azalia se sentía muy nerviosa, asi que fue a una cafetería comprando un té para calmarse un poco, Carmen había ido al sanitario.

Escucho bullicio y sin acercarse demasiado identifico a los guardaespaldas de Sebastian, lo vio pasar por el amplio pasillo. Tan alto, tez morena clara, con tanto porte, siempre erguido y orgulloso. Su corazón le dolió al tenerlo tan cerca y no poder correr a sus brazos. Estaba devastada pero no había marcha a atrás.

Se quedo mirando como se alejaba, no tardo en entrar Carmen a la cafetería, noto que ella miraba al pasillo y pudo darse cuenta a quien miraba.

-Vamos amiga, ya tenemos que abordar - Dijo Carmen mientras halaba el brazo de Azalia.

*****

Sebastian llegó al hotel, pidió la tarjeta en recepción, subió el elevador, ya quería ver la cara de sorpresa de Azuna al verlo llegar días antes de lo programado.

Todo el tiempo que estuvo lejos de ella lo habia pensado mucho y estaba preparado para proponerle matrimonio, habia mandado a hacer un hermoso anillo de compromiso, y estaba tan emocionado que no podía esperar.

Entró a la habitación, espera verla acostada descansando o en la terraza tomando té con Carmen, pero no estaba.

Pensó que tal vez habia salido a tomar unos tragos con Carmen, se quito en grueso abrigo y espero, paso una hora, luego dos, marco varias veces al numero de Azuna pero no había respuesta, también marco al número de Carmen pero estaba apagado.

Comenzaba a preocuparse, no quería pensar que su mal presentimiento del día anterior se haría realidad.

Llamo a los guardias que había puesto a su servicio.

-Diga Señor.

-¿Dónde esta la señora Azuna?

-La señora tomo un avión para Francia, dijo que quería sorprenderlo.

-Quiero que revisen todos los vuelos para Francia y que verifiquen si esta en algún vuelo.

Sebastian cada vez tenía peor semblante.

Vio una carta en la mesa, la tomo y estaba por abrirla cuando alguien toco a la puerta, pensó que tal vez eran noticias de Azuna.

Se apresuro a abrir, era un joven de servicio del hotel quien le extendió un sobre a Sebastian.

Él le dio una propina y cerro la puerta, de forma apresurada desplegó el papel y lo comenzó a leer.

 

"**Mi querido Sebastian, esta es una carta de

despedida, quise enamorarme de ti pero

no lo logre te pido perdón por eso.

 

 

Este tiempo que no has estado fue mejor para mi, me di cuenta de que me mentiste en Cuba, Dario no estaba muerto y falsificaste las pruebas de ADN.

Si no me hubieras mentido teníamos

esperanza, pero después de saber de tus

mentiras ya no sé quien eres*.

*Una relación contigo es imposible, me voy

con mi verdadero amor, regreso a mi

identidad, regreso a ser la mujer que era

antes de que arruinarás la vida con tus

mentiras esperó me puedas perdonar en

el futuro, yo tratare de perdonar tus

mentiras.

Sé feliz y por favor no me busques*\*"

 

Sebastian tenía la cara muy roja estaba tratando de contener todas la emociones que se desbordaban en su interior, solo se fue una semana, solo unos pocos días y esa mujer se fue, no le importo dejarlo sin decirle adiós, no le importó dañar sus sentimientos.

Rompió todo lo que estuvo a su alcance, cuanta cosa podía romperse la hizo añicos, cuando estuvo tan cansado de destruir la habitación y las pocas cosas que había dejado Azuna, se dejo caer pesadamente en el piso, vio tirado el sobre que le había entregado el botones.

Se puso de pie y lo tomo, abrió el sobre y vio fotos de Azalia abrazando a Jack, sonriéndose, tomados de la mano.

Sebastian no pudo más y se soltó un llanto tan desgarrador, sus puños apretados golpeaban al piso, sus nudillos comenzaron a escurrir sangre.

Que diablos podía hacer, que hacer. . .

Fue al bar de su habitación y comenzó a tomar todo lo que había en el.

Las horas pasaron, la cabeza le daba vueltas, que tenía que hacer.

Buscarla y regresarla a Francia a la fuerza si era necesario y no dejarla salir nuevamente de ahí.

No, buscarla y hablar con ella, tal vez recapacitara y entendería que él es el correcto.

Encontrarla y rogarle que regrese a su lado.

Encontrarla y moler a golpes a Jack, pero eso podría inclinar la balanza en su contra.

Pensaba mil cosas, mil alternativas, se quedo dormido sobre la barra, sus lágrimas se secaron en su rostro.

Tal vez. . . solo tal vez . . .

Era mejor dejarla ir y ser feliz con el hombre que ama.

Más populares

Comments

Francy Eliana Castillo Gallon

no el no puede darse por vencido tan facil cuando de verdad la ama y tuene q luchar por recuperarla

2020-11-01

25

JoceRockstar

¿Por qué siempre se tiene que sufrir en las historias de amor?

2020-11-27

10

Mery Peña Sangama

Sebastián también la trató mal no sólo le mintió. recuerden que al principio le puso un collar eléctrico para manejarla a su antojo y le daba cosas para tener seco con ella. y así no es.

2021-10-12

0

Total
We will open more payment methods as soon as possible
Step Into A Different WORLD!
Download MangaToon APP on App Store and Google Play